Saltar al contenido

Taladro Percutor

Si eres un apasionado del bricolaje o un profesional que en el trabajo necesitas realizar taladros en materiales de alta resistencia de una forma limpia y precisa, el taladro percutor es la herramienta que necesitas.

taladro percutor

En nuestra tienda podrás encontrar un amplio catálogo de taladros percutores: taladros baratos, taladros semi-profesionales, taladros profesionales y por supuesto una selección de los mejores taladros percutores de los principales fabricantes. Además ponemos a tu disposición una gran cantidad de información práctica y opiniones de usuarios para que puedas elegir el martillo perforador que mejor se adapte a tus necesidades y presupuesto sin miedo a equivocarte.

Los mejores taladros profesionales

En Taladropercutor.top analizamos para ti  los mejores taladros percutores del mercado, te mostramos las principales características y ventajas de los diferentes percutores para que tú mismo  puedas comparar cuál es el taladro con la mejor relación  calidad-precio y realizar la elección más adecuada en función de los trabajos que vayas a realizar.

Marcas de taladros

¿Eres fiel a una marca o buscas un modelo concreto? Busca tu taladro por marcas, tenemos las mejores ofertas de internet para comprar taladros percutores Bosch, Dewalt, Makita, Hilti y muchas más. Encuentra exactamente lo que necesitas en nuestra web especializada en taladros.

¿Qué es un percutor?

Los taladros percutores junto con los martillos perforadores son las herramientas más potentes de la familia de los taladros. Permiten trabajar sobre materiales de extremada dureza como la piedra, el granito o el hormigón realizando taladros limpios y precisos.

Taladro percutor

Como verás a continuación la principal diferencia entre los distintos modelos de percutores son la potencia, la velocidad de giro, la cadencia de golpeo y el peso de la herramienta. Otras características a tener en cuenta son la posibilidad de usarlos con batería (taladros sin cable) o como taladros atornilladores.  Por eso es importante saber el tipo de uso que le vas a dar ya que dependiendo de los trabajos que vayas a realizar y la frecuencia de los mismos, así como del presupuesto del que dispongas, podrás elegir entre taladros profesionales, taladros semi-profesionales y taladros económicos para trabajos ocasionales. Te lo ponemos fácil para que encuentres siempre las mejores ofertas en taladros del mercado y puedas comprar tu taladro barato desde casa sin tener que desplazarte.

Tipos de taladros según sus funcionalidades

La mayoría de los taladros de gama media-alta hoy en día permiten realizar diferentes tareas a través de un selector de  funciones. Con un sencillo movimiento podrás alternar entre taladro, taladro percutor o destornillador. Sin embargo cada modelo está diseñado para realizar un tipo concreto de trabajo, por lo que las prestaciones y rendimiento que ofrezcan variarán en función del trabajo que realices. Los martillos percutores más potentes no tendrán un buen desempeño como taladros atornilladores, mientras que los taladros económicos son idóneos como atornilladores y poco útiles cuando quieras taladrar superficies duras.

taladros economicos

Las funciones más comunes de los taladros son:

    • Taladros percutores , incorporan simultáneo al movimiento de giro que permite realizar taladros,  un movimiento de golpeo de mayor o menor intensidad en función de la potencia del martillo. Necesario para taladrar materiales cerámicos (ladrillos) ,  piedra, hormigón,..
    • Taladros reversibles, permiten el giro del cabezal en ambos sentidos. Muy útil cuando la broca se queda atascada e indispensable si lo utilizamos como atornillador.
  • Taladros electrónicos, disponen de un regulador electrónico de la velocidad y de la fuerza de golpeo en algunos martillos percutores. Es indispensable para el uso como taladro atornillador y muy útil para realizar taladros de precisión. Algunos modelos más antiguos o económicos disponen de un regulador mecánico que limita la potencia de la herramienta al valor seleccionado.

¿Inalámbricos o con cable?

Tradicionalmente, sólo los modelos de menores prestaciones incorporaban baterías, ya que estás ofrecían una potencia útil muy limitada. Además, su corta duración y lo prolongado de los tiempos de carga, limitaban su utilización a modelos de baja potencia y uso básicamente doméstico.

Afortunadamente el desarrollo de las baterías portátiles para todo tipo de equipamiento electrónico ha tenido un efecto muy positivo en las herramientas de alto rendimiento. Poco a poco, la mayoría de fabricantes de taladros han ido desarrollando y comercializando modelos de taladros inalámbricos,  que en lugar de funcionar con una fuente de energía directa lo hacen a través de baterías portátiles. Actualmente se pueden encontrar taladros de batería en cualquier segmento de producto, desde los taladros más baratos hasta los taladros profesionales de mayor potencia.

¿Qué taladro elegir entonces?

La elección dependerá del trabajo que vayas a realizar. Las baterías de los taladros  profesionales ofrecen una excelente relación entre potencia y duración, con unos tiempos de recarga muy reducidos. Sin embargo, si es tu herramienta básica de trabajo y la utilizas de forma intensiva a lo largo del día, necesitarás disponer de una batería de recambio para minimizar el impacto en tu trabajo de los tiempos de carga.

Los taladros con cable están limitados a la existencia de una toma de corriente; si no dispones de energía no podrás trabajar. Sin embargo, ofrecen potencia máxima sin interrupciones y serán la única alternativa viable para algunos trabajos muy especializados.

Los modelos con batería te permiten trabajar en lugares sin electricidad y te ofrecen una mayor libertad de movimiento.

Partes de un taladro

    • Gatillo conmutador para el control de velocidad. Podrás encontrarlo en dos modalidades, electrónico o mecánico. Con el controlador electrónico podrás variar la velocidad de giro de forma progresiva a medida que presiones el gatillo. Mayor presión equivale a mayor velocidad. Ofrece un control más preciso que el mecánico, algo especialmente útil para realizar taladros de precisión sobre superficies delicadas.  Con el control mecánico, podrás limitar de forma física la velocidad máxima de giro, algo indispensable al utilizar el taladro como atornillador para evitar estropear las cabezas de los tornillos por un exceso de potencia. Si lo utilizas con un accesorio para apretar tuercas podrás limitar el par de apriete sin miedo a superarlo.
    • Bloqueo de encendido. Existen dos modalidades. Una de ellas funciona como medida de seguridad al bloquear el funcionamiento de la herramienta si no está presionado. Previene accidentes al  evitar que la herramienta siga en funcionamiento una vez soltada. La otra modalidad tiene el efecto contrario, fija el régimen de funcionamiento de la herramienta en el momento de ser pulsado, y la mantiene encendida hasta que vuelva a pulsarse. Esta opción es muy interesante cuando se perfora usando un trípode o soporte y se debe de mantener la máquina encendida perforando durante un periodo de tiempo prolongado.
  • Selector de avance o reversa. Permite seleccionar el sentido de giro del cabezal portabrocas. Imprescindible para su uso como destornillador.
    • Mandril portabrocas. Es la pieza que sujeta la broca o accesorio e  imprime el movimiento de giro y/o  golpeo.  Cada fabricante tiene su propio sistema de sujección por lo que al comprar los accesorios deberás tener en cuenta que sean compatibles con la marca de tu taladro. Según qué modelos y fabricantes podrás encontrarlos de acople automático o manual. Los manuales se presentan en dos versiones: con rosca de apriete manual o con  llave auxiliar suministrada con el taladro.
    • Mango auxiliar. Mango de agarre ergonómico que ofrece la posibilidad de utilizar el taladro con las dos manos. Podrás colocarlo en la posición que te resulte más cómoda para sostener el taladro y aplicar la fuerza necesaria al trabajo que estés realizando. Indispensable para el uso de los  modelos de martillo percutor más pesados.
    • Varilla medidora para ajuste de profundidad. Es una simple varilla graduada que podrás fijar al taladro y con la que dispondrás de información de la  profundidad de los taladros que realizas.
    • Selector de modalidad. Permite alternar o combinar las distintas funciones del taladro: giro, golpeo, giro y golpeo, destornillador,etc.
  • Baterías recargables. Sólo disponibles en los modelo de taladro inalámbrico.

Lo que debes tener en cuenta al elegir tu taladro

Las principales características que deberás tener en cuenta al comprar un taladro son:

    • La potencia

      es el factor clave a la hora de decantarse por uno u otro modelo. Es importante tener claro el tipo de trabajos que se van a realizar y su frecuencia, ya que un error al elegir la potencia del taladro va a limitar considerablemente su rendimiento y el tipo de superficies sobre las que podrás trabajar.  Si vas a hacer un uso intensivo de la herramienta o vas a perforar sobre materiales de gran dureza necesitarás un taladro de mayor potencia. La profundidad de perforación y el diámetro máximo de la broca que podrás utilizar también se verán limitados por la potencia. En general, mayor potencia equivale a mayores prestaciones.

  • Con o sin percutor

    Este factor lo determina el tipo de materiales sobre los que vayas a trabajar. Si vas a perforar materiales duros necesitarás la función de martillo percutor. Por el contrario si sólo lo vas a utilizar con porcelánicos, metales o materiales blandos como madera, plásticos, PVC, …, no es aconsejable usar el percutor ya que podrías deteriorar el equipo y los accesorios.

  • Ergonomía

    Cuanto mayor sea el uso que vayas a dar al taladro más importante es este factor. Ten en cuenta que los equipos más potentes son por lo general los más pesados, por lo que si vas a realizar trabajos prolongados deberás tener en cuenta el peso de la herramienta , la ergonomía de las empuñaduras y el peso de las baterías en caso de ser un modelo sin cable.

    Taladro ergonomico

  • Portabilidad

    Es importante saber en que condiciones se va a utilizar la herramienta. Si su uso va a ser principalmente como atornillador y debes trabajar en zonas poco accesibles o en posturas forzadas, lo ideal es tener una herramienta lo más liviana y portátil posible. En ese caso un taladro inalámbrico ligero será la opción más acertada.

¿Qué tipo de taladro estás buscando?

Ahora que ya hemos visto las principales características de los diferentes tipos de taladro y con el fin de ofrecerte información detallada sobre cada  modelo,  te ofrecemos una selección de los mejores percutores  agrupados en categorías, para que cuando te decidas a comprar un taladro puedas elegir el modelo que mejor se adapte a tus necesidades.

¿Qué tipo de trabajos puedo hacer con un taladro?

Los taladros están pensados y diseñados para realizar perforaciones. Es en esa tarea en la que podrás aprovechar todas sus prestaciones y obtener su máximo rendimiento. ¿Significa esto que sólo puedes hacer taladros? No. Como ya has visto los taladros son herramientas muy versátiles  y con los accesorios adecuados podrás encontrarles un sin fin de aplicaciones en trabajos puntuales que no requieran de una herramienta especializada.

  • Taladradora: obviamente esta es su función principal y con un simple cambio de broca podrás utilizarlo para taladrar en todo tipo de materiales.
  • Atornillador: es otra de las funcionalidades que ya hemos comentado. Si dispones de regulador de velocidad no se te resistirá ningún tipo de tornillo o tuerca. Basta con que tengas el accesorio necesario para acoplar a tu portabrocas.

otros usos para taladros

  • Lijadora: un taladro no sustituye a una máquina lijadora pero con el accesorio adecuado podrás utilizar tu taladro para lijar pequeñas superficies en trabajos puntuales.
  • Pulidora: al igual que con la lijadora, el taladro te permite pulir y abrillantar superficies metálicas.
  • Fresadora: existen multitud de puntas acoplables para hacer pequeños trabajos de fresado o cajeado principalmente sobre madera y materiales plásticos.
  • Afilador: con el correspondiente elemento de retención que te sujete el taladro podrás acoplar una piedra esmeriladora para afilar tus herramientas, tijeras, cuchillos…

Accesorios para taladros

Los principales accesorios y consumibles para taladros son las brocas o mechas. Existen diferentes tipos de brocas con diseños adaptados para facilitar la perforación de  los distintos materiales: brocas para metal, brocas para  hormigón, brocas para madera, brocas para vidrio, porcelánico, azulejos,… Ten en cuenta al comprarlas que sean compatibles con tu marca y modelo de taladro.

Las puntas de destornillador y llaves de vaso para tuercas hexagonales son elementos también muy utilizados principalmente por los taladros atornilladores, pero en general por todos aquellos taladros con control de velocidad y función reversible.

Las puntas de fresado junto con otros accesorios, posibilitan realizar pequeños trabajos de fresado. 

Medidas de seguridad para usar un taladro

Como con cualquier otra herramienta, al utilizar un taladro,  es necesario tomar precauciones y observar unas mínimas medidas de seguridad para prevenir accidentes.

Los taladros tienen piezas móviles que giran a gran velocidad, se debe evitar vestir ropa holgada que pueda engancharse en el mecanismo y provocar cortes o quemaduras al usuario. Por ello recomendamos trabajar  sin guantes, con los brazos desnudos o en su defecto con ropa de mangas ajustadas y abrochas. Hay que prestar especial atención a pulseras y anillos que puedan quedar atrapadas en el porta-brocas y producir lesiones en manos y dedos.

Recomendamos el uso de gafas de protección de forma general y en especial siempre que se taladre sobre metal o materiales duros. Las virutas de metal y las esquirlas de roca u hormigón pueden causar graves lesiones oculares.

Si se hace uso prolongado de la función percutor del taladro es conveniente el uso de protecciones auditivas. Existen una gran variedad de opciones en el mercado, pero recomendamos tapones protectores que reduzcan las altas frecuencias sin aislar al operario de la herramienta del entorno de trabajo.

Las brocas y accesorios alcanzan altas temperaturas por la fricción con los materiales. Una vez terminado el trabajo hay que esperar el tiempo necesario hasta que se enfríen antes de manipularlos.

Nunca se deberá dejar la herramienta en funcionamiento si no se está utilizando.